Ayuntamiento de Madrid. Área de Gobierno de Medio Ambiente

Educar para vivir sin ruido

Imagen gráfica del programa Educar para vivir sin ruido: una cinta de colores con un nudo en el inicio que representa el ruido y el silencio

Para conocer

Imagen elevada de una calle con tráfico y atascos

Las actividades humanas características de las grandes urbes, las aglomeraciones de personas y la incorporación de nuevas tecnologías, hacen que la contaminación acústica sea un problema ambiental de las ciudades.

El ruido ambiente es una fuente constante de perturbación de la calidad de vida de las personas, según la Organización Mundial de la Salud. La exposición al ruido daña la capacidad de audición, interrumpe el flujo de comunicación oral, perturba el sueño y tiene una evidente influencia en la aparición de alteraciones psicopatológicas.

Las políticas contra el ruido deben tener en cuenta que se trata de un fenómeno muy complejo. El ruido está ligado a factores sociales y psicológicos que lo convierten en una forma de contaminación difícil de tipificar y, por ende, de combatir con medidas exclusivamente tecnológicas y normativas. Es necesaria una actuación eficaz de dinamización social para sensibilizar sobre un problema omnipresente pero poco comprendido.

El papel de la comunidad educativa es fundamental en este enfoque integrado de lucha contra la contaminación acústica. Con la colaboración de todos podremos plantear medidas eficaces, basadas en la experiencia y la creatividad, para alcanzar un mundo más silencioso y sostenible. En esta sección se puede encontrar información técnico-ambiental que permite al profesorado y al alumnado acercarse a la problemática ambiental del ruido.

© Ayuntamiento de Madrid. Área de Gobierno de Medio Ambiente. 2008